Cuento del ratoncito Pérez + audiocuento elige tu aventura gratis

Cuento del ratoncito Pérez

La propuesta de hoy os va a encantar, ¡ya lo veréis! Se trata de un cuento del ratoncito Pérez para leer que da mucho de sí. No sólo te ofrecemos una versión para que se lo puedas leer a tu peque directamente, sino que también podrás disfrutar de un audiocuento del ratoncito Pérez en formato elige tu propia aventura, en una versión extendida. ¡Algo que nunca se ha hecho!

Además, si le gusta este audiocuento lo podéis conseguir en versión impresa y personalizada, un cuento del ratoncito Pérez en el que tu peque será el único protagonista con su nombre propio y diversas ilustraciones que le representen atendiendo a sus rasgos físicos. Haz clic en la imagen para conseguirlo.

cuento del ratoncito Pérez

Aquí tenéis el audiocuento del ratoncito Pérez en formato “elige tu propia aventura” y narrado en segunda persona.

Para una buena experiencia de escucha sigue estos sencillos pasos:

  1. Pulsa play para comenzar a escuchar “El misterio del ratoncito Pérez”
  2. En la ventanita que se te despliega, pulsa en “Reproducir en Navegador”
  3. Sigue las indicaciones de recorrido que se dan al final de cada uno de los audios.
  4. Elige tu camino antes de que se termine la cola de silencio que hay al final de cada audio para evitar que salte el siguiente fragmento y se rompa la magia. Si ves que no te va a dar tiempo, pausa el audio.
  5. Una vez finalizado un recorrido, vuelve al principio e intenta una aventura diferente.

Músicas Public Domain: And Just like that, por Brian Teoh; Picket Villian (Anonymous); Novus initium, por Alexander Nakarada; Romantic inspiration, por Rafael Krux;

Si lo que buscabas es un cuento del ratón Pérez para leer, sin más, encontrarás una de las historias que aquí se plantean, narrada de forma lineal, a continuación.

El misterio de ratoncito Pérez

¡Hoy es un día muy especial! Estás feliz porque se te ha caído un diente. Por la noche lo pondrás bajo la almohada para que lo recoja el ratoncito Pérez. ¿Qué te dejará a cambio? A pesar de los nervios que sientes en el estómago, por fin consigues dormirte.

A la mañana siguiente, sobre tu mesilla, hay un paquetito muy bien envuelto. ¡Es un Diario de Explorador! En él podrás escribir todas tus maravillosas aventuras. Algo que brilla en el suelo llama tu atención. ¡Es tu diente! ¡Seguro que el ratoncito Pérez lo ha perdido mientras salía de la habitación!

Sabes que lo más correcto es devolvérselo. ¡Será la primera gran aventura para tu nuevo Diario de Explorador! Pero no sabe dónde encontrarlo. Si fueras ratón te esconderías… ¡En el parque! Es un lugar tranquilo, hay flores y viven animales.

Al entrar en el parque te topas con una curiosa encrucijada. El camino de la izquierda continúa por el parque municipal y el camino de la derecha se adentra en el Bosque Tenebroso. Del interior del bosque provienen graznidos de aves misteriosas. Es difícil saber si un ratón elegiría un lugar así para esconderse, pero sabes que no deberías adentrarte en ese lugar tenebroso sin la compañía de un adulto.

De manera que decides continuar por el parque y buscar entre los laberínticos caminos hechos con setos. Al llegar a una zona boscosa, escuchas un ruido entre las hojas secas. ¿Será el ratoncito Pérez? No, es una ardilla que está recolectando avellanas para llenar su despensa. 

– Hola. Busco al ratoncito Pérez para devolverle un diente que ha perdido. ¿Lo has visto? -preguntas.

– Quizá lo encuentres en el Gran Árbol de los Ratones que está al otro lado de la carretera. Puedes intentar cruzarla o buscar en la orilla del río. A veces va allí a refrescarse- responde la ardilla.

Cruzar la carretera es aún más peligroso que un bosque tétrico, así que decides mirar en la orilla del río. Al llegar, escuchas un chapoteo y unos gemidos. ¡Un perrito ha caído al río y no sabe nadar! Acudes a rescatarlo sin pensártelo dos veces. Una vez fuera del agua, te das cuenta de que el cachorro se ha perdido. Al levantar la vista para buscar al dueño, ves un gran cartel en la fachada del edificio de enfrente.

DETECTIVE: Encuentro cualquier cosa, por difícil que sea

¡Eso es! ¡Podrías pedirle a un detective que te ayude a encontrar al ratoncito Pérez. Pero pronto tu entusiasmo se desvanece: lo más correcto sería buscar al dueño del cachorro y continuar la búsqueda cuando el perrito esté completamente a salvo.

Tras preguntar a varias personas consigues encontrar al dueño. Se trata de un señor con un gran bigote que abraza a su perro, entre lágrimas, mientras éste le propina grandes lametazos en la cara.

El señor del bigote está muy agradecido y te recompensa con una brillante moneda. ¡Podrás comprar un montón de golosinas! O tal vez deberías ir al mercado y gastar el dinero en víveres que te permitan continuar la búsqueda… 

La idea de poder comprar muchas golosinas es demasiado tentadora, de manera que olvidas tu misión y te diriges hasta la tienda de dulces. ¡Es increíble! Cientos, miles de golosinas se amontonan por todas partes. Hay caramelos, gominolas, chocolate… ¡Con la moneda podrás comprar un montón de cada!

Regresas al parque cargada con una gran bolsa de chuches y te sientas en un banco. Comes una golosina tras otra cuando ves aproximarse un grupo de niños. 

-¿Nos das unas pocas? -pregunta uno de ellos.

Sabes que hay que ser generosa pero son demasiados niños. ¡Si las repartes te quedarás sin ninguna!

Tras dudar un momento decides que lo mejor es compartirlas y así hacer nuevos amigos que te puedan ayudar en tu búsqueda. Mientras os hartáis a dulces, le cuentas a los niños cuál es tu misión. Cuando acabas de contar tu historia, uno de los niños te desvela el tan bien guardado secreto: el ratoncito Pérez vive en el mercado donde trabaja su papá, entre el puesto de los quesos y el de las flores. Corres hacia el mercado como alma que lleva el diablo y encuentras una pequeña puertecita justo en el lugar que te ha indicado el niño.

Entonces te agachas, empujas suavemente la puertecita con los nudillos y mira por el agujero. ¡Es una preciosa casita de marfil! Desde el suelo hasta el techo, todo está construido con brillantes dientes de leche. No hay ni rastro del ratoncito Pérez/Hada de los dientes. ¡Seguramente se haya asustado y esté escondido/a!

Como si hablaras con un fantasma, explicas el motivo de tu visita mientras depositas el diente dentro de la casita y te alejas. El ratoncito Pérez se aproxima despacio, agarra el diente y lo observa detenidamente antes de darse cuenta de que es el mismo que perdió anoche. ¡Te ha reconocido! Enternecido por tu bondad, corre a abrazarte y te da las gracias.

¡Has cumplido tu misión! El ratoncito Pérez te propone dar un paseo por el parque. Mientras descansais bajo unos bonitos árboles, le relatas tu extraordinaria aventura mientras el ratón te escucha con atención. ¡Sin duda será una historia increíble para su Diario de Explorador!

A partir de ahora, cada vez que se te caiga un nuevo diente, lo dejarás bajo la almohada junto con tu Diario de Explorador y una pequeña linterna. Así el ratoncito Pérez se mantendrá bien informado de sus últimas y maravillosas aventuras.

Accede a la versión en inglés: The Mistery of Tooth Fairy

Cuento del ratoncito Pérez personalizado, impreso, tipo “elige tu aventura”

Si a tu peque le ha gustado nuestra propuesta, puedes ir un paso más allá, porque en Mumablue hemos creado el cuento “(Nombre de tu peque) y el misterio del ratoncito Pérez“, una propuesta editorial única, ya que se trata del primer cuento personalizado en formato “elige tu propia aventura”, de manera que no sólo estará protagonizada por el niño o niña que lo recibe, en primera persona, sino que éste podrá determinar el recorrido del relato.

Este cuento del ratoncito Pérez es comienza cuando el pequeño protagonista pierde un diente de leche y lo deja debajo de la almohada, tal y como le está sucediendo al niño o la niña en la vida real. Es por eso que su lectura se convierte en una experiencia inmersiva realmente mágica. A lo largo del relato, el pequeño lector deberá enfrentarse a diversas decisiones asentadas sobre valores como la prudencia, la bondad o la generosidad. Sólo si toma las decisiones correctas logrará cumplir la misión.

(Nombre de tu peque) y el misterio del ratoncito Pérez” se construye sobre dos historias principales, ampliamente diferenciadas, y cada una de ellas posibilita diversos desarrollos distintos, hasta el punto de que el pequeño encontrará 25 historias diferentes en un solo libro. El cuento tiene dos finales: uno en el que se logra el objetivo y otro en el que no. Todos los cuentos Mumablue educan en valores pero, en este caso, no se le indica al niño de forma directa lo que es bueno o malo, sino que se le invita a descubrirlo por sí mismo: solo si toma las decisiones correctas en cada página logrará cumplir su misión.

cuento del ratoncito Pérez

Cómo son los cuentos personalizados Mumablue

Nuestros cuentos nacieron con un único objetivo: despertar en niños y niñas el amor por la lectura. Es por ello que cada cuento es único y se imprime en exclusiva para cada niño, que lo protagoniza con su nombre propio y se descubre en cada ilustración gracias al avanzado motor de personalización de Mumablue, que permite crear un avatar del peque atendiendo a sus rasgos físicos principales: color de piel, forma y color de ojos, peinado y color de pelo… o añadiendo complementos como gafas, lazos o pendientes. Algunos de ellos permiten personalizar, incluso, la propia portada, como es el caso de este cuento del ratoncito Pérez.

El resultado es un ejemplar único, con bonitas ilustraciones realizadas a mano, impreso en papel de alta calidad revestido de barniz antihuellas. Todos los cuentos personalizados están encuadernados en tapa dura y tienen una medida ergonómica de 22×22 cm.  Mumablue. 41 páginas a todo color entre las que destaca una 100% personalizable, donde se puede añadir una dedicatoria personal para el niño e incluir una foto del pequeño. ¡Así se convierte en un bonito recuerdo para toda la vida!

Si tienes curiosidad y deseas ver cómo quedaría, puedes personalizar a tu peque en tres minutos y acceder gratis a una previsualización completa del cuento. Eso sí, recuerda que en la preview no será posible recrear una lectura interactiva atendiendo a las decisiones que se tomen a lo largo de la lectura, pero será suficiente para que te hagas una idea de cómo quedaría con tu peque en las ilustraciones y de cuáles son las dos historias principales.

¡Sin duda este cuento del ratón Pérez personalizado será el mejor regalo que el ratoncito le deje bajo la almohada a tu peque cuando se le caiga un diente!